miércoles, 13 de octubre de 2010

Traducción de directivas orales en el libro para los ancianos

Libro "secreto" para los ancianos: Unidad 5 (c), página 143 (directrices orales)

http://www.oocities.com/pco1973/ks91s/



http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2008/02/httppicasaweb.html (testimonios de otros ancianos que coinciden con estas directivas)

Estimados camaradas otrora abducidos por la Watchtower:

El pasado 4 de octubre, nuestra infatigable compañera Aloha, nos envió esta página escaneada de ya famoso libro "secreto" para los ancianos de congregación http://www.oocities.com/pco1973/ks91s/ , ¡qué maravillosa provisión teocrática para toda la casa de fe!

La confesión religiosa, ante la difusión pública de sus directivas confidenciales escritas, desde hace unos años, las directrices más comprometedoras las da oralmente. En las: Escuela del Ministerio del Reino --una especie de seminario de fin de semana-- los pastores religiosos de las comunidades locales de los testigos de Jehová reciben en unas maratonianas sesiones de mañana y tarde una serie de directivas orales sobre los temas más espinosos y más comprometedores (legalmente hablando) para la entidad religiosa. Por ejemplo: ¿qué deben hacer las congregaciones de los testigos de Jehová cuando se da un caso de pederastia? ¿Se deben denunciar los presuntos casos de pederastia a la policía española?, ¿se debe denunciar a la policía a quienes tengan y distribuyan pornografía infantil?, ¿se debe denunciar a la guardia civil aquellos miembros de la comunidad que sean culpables de sexting?, ¿cómo debe hacer el vacío la comunidad religiosa y la familia a aquellos miembros que desean abandonar libremente la confesión religiosa? ¡En fin! Estas y otra materias sensibles, la confesión religiosa prefiere dar las directrices oralmente, ¿porqué? ¿Porqué no pone las directivas por escrito? No hace falta ser un Séneca para adivinarlo: no quieren verse implicados ni aceptar ninguna responsabilidad por dar estas directrices..., ¡toda la responsabilidad recaería en los ancianos que juzgan estos asuntos en las comunidades locales de los testigos de Jehová! ¿Cómo responderían los ancianos? ¡Pues con lo que tienen: su persona (cárcel si procede) y su patrimonio!

¿Eres anciano y dudas de nuestras deducciones? ¡Haz una prueba! Escribe y manda un burofax a la sede nacional de los testigos de Jehová y pregunta porqué todo este tipo de directrices se dan oralmente..., y no por escrito. ¿Eres anciano y deseas cubrirte las espaldas y colocar la responsabilidad sobre quien tiene que asumirla? Exige a la confesión religiosa que te entregue todas las directivas por escrito y, que todas las directrices que recibas oralmente no las aplicarás en los Comités Judiciales en las que tú participes. Y te guardas una copia del burofax que les mandes.

Dicho todo lo anterior, un camarada anónimo nos pidió que tradujésemos las directivas orales que aparecen en esta página escaneada. Nosotros, apóstatas irredentos, intentamos satisfacer el hambre espiritual de los hermanos..., ¡y gratis! ¡Va por ustedes!

Es un página que trata en exclusiva con el tema de abusos sexuales de menores:

ABUSOS SEXUALES A MENORES

Remitirse a la carta dirigida a: todos los Cuerpos de Ancianos, 25 de agosto de 1989 (no se debe fotocopiar). También la carta dirigida a todos los Cuerpos de Ancianos con fecha del 11 de noviembre de 1995.

En la primera carta, página 3 (b), bajo: ABUSO DE MENORES

"Cuando a los ancianos se les informa sobre estos casos, deben contactar con la Sociedad. Si un hermano confiesa haber abusado sexual o físicamente de un menor, el anciano que escucha la confesión debe telefonear a la Sociedad antes de informar al resto de los ancianos, incluyendo al Superintendente Presidente. Bajo ninguna circunstancia deberá el anciano comentar estos hechos con nadie antes de haber contactado con la Sociedad (nos amparamos en el derecho de confesión).

*Tribunales: "Todos los documentos relaciones con casos judiciales deben guardarse en un lugar seguro, accesible sólo a los ancianos. Los informes finales (sentencias) sobre el proceso judicial deberán meterse en un sobre cerrado en los archivos de la congregación. A. El Comité Judicial deberá evitar enviarle al acusado ninguna correspondencia especificando el tipo de mal que ha cometido. (Consúltese el libro: Pastoreen el Rebaño, edición 1991, páginas 110 y 111) A la persona expulsada no se le deberá dar ninguna nota o escrito advirtiéndole de su actual estatus y las razones por las que ha sido expulsada, sin una directriz específica de la Sociedad. Los normas y procedimientos de los testigos de Jehová no precisan de tales divulgaciones escritas. Cualquier escrito relacionado con un Comité Judicial deberá mantenerse en estricta confidencialidad. Si un Comité Judicial decide expulsar a un individuo, éste debe ser informado oralmente de la acción que se ha tomado contra él y de su derecho a apelar. Si el malhechor rehúsa personarse ante los miembros que componen el Comité Judicial, se debe intentar contactar con él en su domicilio e informarle oralmente de la sentencia o decisión que se ha tomado contra él. Si aún esto no fuese posible, los dos ancianos pueden informarle vía telefónica.

Nota: Referencias en cartas: 4 de abril de 1995; 22 de enero de 1985; 8 de octubre de 1993. Y, el libro de los ancianos: "Pastoreen el Rebaño...", páginas 90 y 93.

GARANTÍAS JUDICIALES Y [citación judicial](palabra ininteligible)

Lea cuidadosamente lo que el documento dice y no diga más de lo que dice el documento. Si usted entrega a mano un sobre del archivo (de la congregación) donde se especifica claramente que se acoge al derecho de confesión y que el sobre no debe ser abierto a menos que lo indique un juez. Precinte este sobre y firme encima del precinto. Si le interrogan la policía o cualquier otra autoridad no les revele lo que se la ha dicho en confesión. En todo el proceso, contacte con la Sociedad para seguir sus directrices. Si usted no obtuviese ayuda legal por parte de la Sociedad, búsquese un abogado.

PREGUNTAR AL DEPARTAMENTO DE ASUNTOS LEGALES (de la confesión religiosa)

Cuando rellene los impresos S77 y S79, necesita evitar mencionar ciertas expresiones, ¡no se deben usar!:

1.- Cualquier alusión o mención a un abogado de la Sociedad.

2.- Cualquier mención al Departamento de Asuntos Legales (de la Sociedad).

3.- Cualquier mención a las directrices recibidas desde la Sociedad.

4.- Cualquier comentario o mención de alguien ajeno a los componentes del Comité Judicial que haya podido influir en la decisión alcanzada.

5.- Cualquier comentario de alguien crítico que pudiera dar a entender que la decisión no ha sido tomada por la propia voluntad del Comité Judicial, sino que ha sido impuesta por alguien ajeno al mismo Comité Judicial.

6.- Cualquier comentario mencionando que los ancianos no han llevado bien el caso, o que han cometido un error en la investigación o el proceso iniciado por el Comité Judicial.

Fin de la traducción. Como siempre, el Topo Ajalvireño se ha portado como un machote traduciendo este documento a toda la hermandad. ¡Gracias por tus desvelos a favor de los hermanos!

Sobre la estrategia de ampararse en el "derecho de confesión" para no revelar estos crímenes a la justicia, ¡ni siquiera cuando les interroga la policía o cualquier otra autoridad!, felizmente ya han perdido algunos casos en los EE.UU. sobre este mismo asunto:





Después, ¡hay que ser pardillo integral para, recibir todas las directrices de la confesión religiosa y, luego, no poder mentarla en caso de que un juzgado nos pida explicaciones! Encima, la misma confesión ya nos advierte que, en caso de complicaciones, ¡no podemos contar con los abogados de la Sociedad, sino que tenemos que buscarnos uno nosotros mismos! Dejan a los ancianos de congregación con el culo al aire, exponiendo: años de cárcel que le podría caer por encubrir crímenes tipificados en el código penal español y responder con su patrimonio para poder indemnizar a las posibles víctimas de esos crímenes.

Cualquier persona, con dos dedos de frente, ¡dejaría el cargo de anciano de congregación y saldría corriendo hacia un país que no tenga un convenio de extradición con España!

Garlinton, ha dado una buena idea. En la próxima escuela para los ancianos que se celebrarán en España el año que viene, cuando toque escribir las directrices orales, ¡podemos apuntar el nombre de la persona que está dando las directrices orales y el nombre de personas que están con nosotros en esa reunión, para aportarlo como prueba en caso de complicaciones judiciales! El lugar, día y hora.

Anciano de congregación, ¿quién vela por tus intereses, la confesión religiosa o los apóstatas irredentos? ¿Estás dispuesto a ir a la trena y perder tu piso..., para encubrir a la confesión religiosa? ¡Tú mismo! El que avisa no es traidor. ¿Quién es el padre de la mentira y del escaqueo?