viernes, 3 de abril de 2009

Descapitalizando..., ¿a dónde va el dinero?

El Topo (desde las catacumbas ajalvireñas)











Parte de complejo de la Watchtower en Nueva York

http://www.brooklynpaper.com/stories/32/13/32_13_eg_witnesses.html

Estimados contribuyentes netos:

La noticia del enlace es de ayer mismo. El periódico The Brooklyn Paper, ha dado una noticia que --aunque sabida-- nos aporta una serie de datos desconocidos para el pardillo del publicador watchtoweriano que, aunque sin voz ni voto..., ¡es el que pone el parné encima de la mesa para que se puedan comprar todos los bienes inmuebles!

La noticia no hace sino confirmar que, los bribones del Governing Body Bank, están en un proceso de descapitalización --están vendiendo las propiedades y joyas de la abuela-- desde hace unos años y, como siempre, de espaldas a nosotros que somos los que echamos el dinero en las cajas de contribuciones en los Salones del Reino de los Testigos de Jehová..., ¿quedará algo para vender para cuando llegue el fin? ¡Esa es la pregunta!

No me preguntéis a dónde va el dinero de las ventas..., ¡es un misterio, como el nombre de los 500 accionistas que componen el entramado de La Sociedad! La opacidad financiera, distinguiría a los cristianos verdaderos de los que son falsos, en este tiempo de fin. ¡El fin del mundo se acerca a toda leche y por eso hay que hacer caja..., pero sin hacer ruido, sin despertar sospechas!

Como de costumbre, el Topo Ajalvireño, tiene la amabilidad de traducirnos la noticia del periódico para los lectores de lengua española. ¡Muchas gracias, Topo! ¡Tu labor no es en vano en lo relacionado con la causa de la verdad! ¡Como los que escriben los artículos para la ¡Despertad..., puedes apuntarte el tiempo en el informe mensual de predicación! Los ultra apóstatas ibéricos y allende los mares, somos así de generosos. Somos el Esclavo Fiel y Discreto Auténtico en el exilio. Somos la Resistencia. Somos la leche frita. El Topo dice que, a veces, siente el aliento del Servicio de Contraespionaje Ajalvireño en su nuca, nota que sospechan de él pero que no están seguros..., sospechan de todo el mundo en Ajalvirlandia! ¡Cuidate, compañero y no te fies ni de tu sombra! ¡Tú, siempre con una sonrisa y haciendo un poco la pelota a los caciques..., ya sabes! ¡Va por ustedes!

UN "TESTIMONIO" PARA EL FUTURO, LA MANERA EN CÓMO COMPRA TERRENOS LA WATCHTOWER EN EL NORTE DEL ESTADO

Por: Evan Gardner
The Brooklyn Paper
2 de abril de 2009

Primero vino la venta, ahora toca la gran mudanza.

Después de cinco años haciendo caja con centenares de millones de dólares estadounideneses, por la venta de bienes inmuebles (edificios) en las zonas de Brooklyn Heights y DUMBO, finalmente, los Testigos de Jehová han comprando algo grande, unos terrenos de unos 100.000 metros cuadrados.

La Tierra Prometida (¡por lo menos para los Testigos!) tiene una ubicación: Ramapo, en el estado de Nueva York.

El pasado mes, la secta, oficialmente conocida como la Watchtower Bible and Tract Society y, reconocida en todo el mundo por sus publicaciones bíblicas y su obra proselitista, compró esa extensión de terreno en Ramapo, la tercera y la más grande adquisición de terreno en el norte del estado de Nueva York en muchos años.

La parcela que ha costado 11,5 millones de dólares estadounidenses, albergará a poco más de la mitad de los 1.500 trabajadores de sus oficinas administrativas, que actualmente están en la central mundial ubicada en Brooklyn Heights y DUMBO, según un portavoz.

"Nos gustaría construir un complejo administrativo y residencial para unas 850 personas" en el norte, dijo Richard Devine. "Actualmente, la zona está calificada para uso residencial, sin embargo, nosotros le hemos hecho una propuesta al ayuntamiento para que la recalifique. (La construcción en sí misma) todavía queda para unos años más adelante".

Hasta el presente, las partes fabriles y residenciales de la Watchtower Society en Brooklyn, se han mantenido separadas. El combinar ambas instalaciones en un único lugar, supondría la creación de un gran complejo centralizado de índole religiosa.

Todo lo que está sucediendo, de ninguna manera era algo inesperado. Hace más de cuatro años que, los Testigos de Jehová, han estado llevando a cabo una liquidación de sus bienes inmuebles de proporciones bíblicas, incluyendo lo siguientes edificios:

*El de la calle 360 Furman St., un edificio de 14 plantas vendido en el año 2004 por la cantidad de 205 millones de dólares estadounidenses, el cual está siendo acondicionado para apartamentos de lujo en la misma orilla del río, en la zona conocida como One Brooklyn Bridge Park.

*El de la calle 67 Livingston St., un edificio de 26 plantas que fue vendido en el año 2006 por 18,6 millones de dólares estadounidenses.

*El de la calle 89 Hicks St., que fue vendido a la Facultad de Derecho de Brooklyn en el año 2006, por 14 millones de dólares estodunidenses.

*El de la calle 169 Columbia Heights, también conocido como el Standish Arms, un ostentoso edificio de 12 plantas que fue vendido por 50 millones de dólares estadounidenese en el años 2007.

*La joya de la corona de todos los edificios que tienen los Testigos — el Hotel Bossert en la calle Montague Street — que permanece sin venderse debido a que el comprador se echó para atrás a última hora el año pasado.

Los Testigos de Jehová, todavía tienen una docena, o más, de edificios en esa zona, en los que se incluyen; cuatro grandes edificios de oficinas y dos zonas de aparcamiento grandes, en una zona residencial carísima, en DUMBO.

La Watchtower tiene fama de tener buen ojo para los negocios, dentro del mundo de los agentes inmobiliarios, añadiendo la fama que tienen de mantener sus edificios en un buen estado de conservación, amén de su historial de nunca permitir a otros ver sus cartas.

"Parece que piensan trasladar la mayoría de sus actividades al norte del estado", dice el broker Chris Havens. "Sus verdaderas intenciones se verán según hagan con sus dos zonas de aparcamiento en DUMBO. Si ellos no construyen nada allí, indicaría que tienen planes de trasladar toda la actividad al norte".

Por el presente, parece que el resto de las propiedades de la Watchtower en Brooklyn, no están en venta, mientras el mundo inmobiliario de Nueva York está padeciendo su propio Armagedón actualmente.

"No tenemos pensado vender ningun edificio en el futuro (en Brooklyn)", dice Devine.

Fin de la traducción.

¿Dónde ha ido todos los millones de las ventas de los edificios? ¿Lo sabe tu superintendente de circuito? ¿Lo saben los ancianos de tu congregación? ¿Lo has leído en alguna publicación del Cuerpo Gobernante? ¿Que no te han dicho nada?

Es un buen método este. Pedimos el dinero para comprar la propiedad, empleamos el trabajo de trabajadores voluntarios para construir o remodelar esas propiedades, escrituramos la propiedad a nuestro nombre...,¡esperamos unos años y, entonces, pegamos el pelotazo..., vendiendo! Pillamos la pasta..., y llamamos a David Copperfield para que la haga desaparecer de la vista de los contribuyentes. Una vez descapitalizado todo, volvemos a empezar, pero, en otro lugar: otra vez volvemos a pedir dinero y el trabajo gratuito de los voluntarios..., cuando pasen unos años..., ¡pegamos otro pelotazo!

¡Así es la luz progresiva de la verdad! ¿Alquien abriga dudas sobre la honestidad de los 500 accionistas de la WT? ¡Hombres de poca fe..., seréis destruidos y arrojados en el lago que arde con fuego y azufre por dudar del Governing Body Bank!

¡Vivímos la verdad! ¡Queremos la verdad! ¡Damos a conocer la verdad!

¿Quién es el padre de la mentira?