lunes, 30 de marzo de 2009

El lado oscuro de la Watchtower..., ¡a la luz pública!

David Pérez i Payà


http://www.dhnet.be/infos/faits-divers/article/244088/les-jehovah-condamnes.html

http://jure.juridat.just.fgov.be/pdfapp/download_blob?idpdf=F-20081218-9

http://www.7sur7.be/7s7/fr/1502/Belgique/article/detail/638626/2009/01/24/Les-Jehovah-condamnes.dhtml

http://www.lavanguardia.es/el-lector-opina/noticias/20090326/53667041074/grupos-coercitivos.html

http://www.extj.com/foro/view_topic.php?id=6959&forum_id=1&page=1

Estimadas víctimas del holocausto watchtoweriano con los expulsados:

El pasado 18 de diciembre de 2008, el Tribunal Supremo de Bélgica, condenó a la confesión religiosa de los Testigos de Jehová, por ejercer discriminación sobre los miembros que expulsa. ¡Todo un éxito para los amantes de los derechos humanos! Rezamos para que esta sentencia judicial, tenga el anhelado efecto dominó y, otros países europeos y de todo el orbe, imiten esta decisión judicial, obligando al Cuerpo Gobernante a cambiar su política de extremo rechazo y lapidación social y familiar que sufre aquél miembro de esta confesión religiosa que desea abandonar libremente este culto. La Sociedad Watch Tower exige libertad para ella..., ¡pero esa misma libertad se la niega a sus miembros!

La noticia aparecía el pasado 24 de enero de 2009 en un periódico belga. Gracias a la labor incansable de nuestro compañero David Pérez i Payà, escribiendo un artículo en La Vanguardia Española el pasado 23 de marzo de 2009, aquí en España tuvimos noticia sobre esta agradabilísima noticia. Posteriormente, David, tuvo a bien advertirnos del artículo en el foro de David y Mary Fuentes --donde tiene lugar un "acalorado" debate entre los negacionistas watchtowerianos del holocausto y las propias víctimas de esta lapidación social y familiar impulsada por esta confesión religiosa--. ¿Qué diremos? ¡Muchas gracias, David, por toda tu labor en lo relacionado con la verdad!

He colocado todos los enlaces pertinentes para que el investigador inquisitivo pueda consultar las fuentes..., ¡así somos los apóstatas! Está: el artículo en el periódico belga, la sentencia judicial completa, el artículo escrito por David en La Vanguardia (el texto íntegro se incluye en el post), y el del foro donde está teniendo lugar el debate.

El periódico belga, decía en parte:

CONDENADOS LOS TESTIGOS DE JEHOVÁ

Exclusiva: El Tribunal Supremo reconoce la discriminación que ejerce la organización.

BRUSELAS - Es una primicia mundial. Un tribunal belga, el Tribunal Supremo, acaba de admitir que los Testigos de Jehová tienen unas prácticas represivas contra los miembros que desean abandonar la confesión religiosa (los expulsados) que están en el límite de lo que es una confesión religiosa de lo que es una organización sectaria.

El problema es que, los dirigentes de los Testigos de Jehová, les indican claramente y por escrito a sus miembros que deben evitar cualquier contacto con los excluidos, hoy en día, además, a los que se denomina "excomulgados".

Michaël Kaibeck
© La Dernière Heure 2009

Fin de la traducción.

El asunto queda pendiente de una sentencia definitiva, en el Tribunal de Apelaciones de Mons (Bélgica)


GRUPOS COERCITIVOS

David Perez i Paya | Lector padrino del foro 'Grupos Coercitivos' | 26/03/2009 | Actualizada a las 04:48h | El lector opina

La Corte belga, en segunda instancia, acaba de reconocer que la organización religiosa denominada Los Testigos de Jehová comete discriminación contra los expulsados del grupo. Esta práctica fue denunciada por el Sr. Jacques, un ex-miembro testigo de Jehová, que fue expulsado porque defendió a otro miembro que había tenido un conflicto con un responsable superior de la organización religiosa, denominada oficialmente como "Watchtower Society". El Sr. Jacques, fue echado del grupo religioso por no seguir la norma por la cual los miembros no pueden tener contacto con los expulsados del grupo.

PALABRAS CLAVE

Jacques, Oscar
La Corte de Apelaciones de Liège, dijo al Sr. Jacques que era él quien tenia que dar pruebas de tan severa discriminación. Después, en segunda instancia, La Corte ha dictaminado que "Los Testigos de Jehová" están obligados a presentar información acerca de la severa discriminación.

Algunos textos de la sentencia
- "El Tribunal de Justicia ha declarado que [el grupo religioso] ordenó a sus seguidores discriminar a los expulsados".

- "El Tribunal de Apelaciones cree que [el grupo religioso] diluye sus normas ante la Corte. Se desprende de los documentos presentados a petición de la Corte, que se ejerce presión moral sobre los miembros del grupo porque se aconseja eliminar los contactos de tipo espiritual - que es comprensible - pero también de las relaciones sociales y familiares que deben ser limitadas al mínimo de lo imprescindible. Principalmente, esta presión moral resultante, ocurre cuando un miembro del grupo va más allá de relacionarse lo mínimo y por hacerlo puede ser excluida".

- "En estas condiciones, la libertad de religión en sí no puede ser respetada en la medida en que, si las presiones son demasiado fuertes, el adepto que desea salir de la comunidad se halla impedido moralmente".

- "Además, debido a esta discriminación, incluido aquello en que afecta la familia del solicitante, viola los artículos 8 y 14 de la Convención para salvaguardar los derechos humanos y las libertades fundamentales".

De literatura a cine
También son destacables algunas citas extraídas de la literatura de los Testigos de Jehová, que muestran discriminación negativa, y que fueron presentadas como pruebas en el juicio:

- "Si el expulsado o desasociado es un pariente que vive fuera del círculo familiar y el hogar inmediato, pudiera ser posible eliminar casi todo contacto con tal pariente. Aun cuando hubiera ciertos asuntos de familia que exigieran comunicación, ciertamente esto se mantendría al mínimo" (Revista La Atalaya, 15/04/1988, pág. 28, Publicado por la Watchtower Society).

- "A veces los padres cristianos han permitido que un hijo expulsado que haya enfermado física o emocionalmente regrese al hogar por un tiempo. ¿Introducirá levadura en el hogar?" (Folleto mensual Ministerio Del Reino, Agosto 2002, pág. 4, párr.9. Publicado por la Watchtower Society).

- "Decir un sencillo ¡Hola! a alguien puede ser el primer paso que lleve a una conversación y tal vez hasta a una amistad. ¿Quisiéramos dar ese primer paso respecto a una persona expulsada? (Revista Atalaya, 15/11/1981, pág.19. Publicado por la Watchtower Society).

- "Rehúsan tener compañerismo con la persona expulsada en todo nivel espiritual o social" (Revista Atalaya, 15/11/1981, pág.16. Publicado por la Watchtower Society).

Dinamarca envió un drama a los Oscar, Mundos Aparte (To verdener), que pone el asunto de manifiesto, basado en un hecho real ocurrido en 2005 en ese país. Narra la tristemente habitual historia que se encuentran miles de miembros de estos grupos coercitivos, cuando se enamoran de alguien que esa organización religiosa no aprueba. La película, ha sido tan aclamada por la excelente crítica cinematográfica recibida que se prepara una versión de Holywood.

Fin del artículo.

El que tenga idea del francés, podrá deleitarse en la sentencia --no es muy larga--, en la que se aprecia que el tribunal le ve el plumero a los testigos de Jehová. Tiene una argumentación demoledora de cómo, esta confesión religiosa, coacciona y presiona a los miembros que desean abandonar el culto libremente..., prácticas en contradicción con la Declaración Universal de los Derechos Humanos y contra la Constitución de Bélgica.

Esperamos que, la sentencia definitiva, obligue a la Watch Tower a cambiar su política de extremo rechazo y lapidación social y familiar que sufren los miembros que son "expulsados" por la confesión religiosa del notorio "arraigo y olé".

ACCIÓN PARA EL POST:

Adjuntar copia de la sentencia y mandarla a los siguientes sitios:

CONGRESO DE LOS DIPUTADOS
C/ Floridablanca s/n
28071 Madrid

Atención telefónica: 91 390 62 96
Consultas por fax:91 429 73 32
informacion@congreso.es

DEFENSOR DEL PUEBLO
Paseo Eduardo Dato, 31 y
Calle Zurbano, 42
28010 Madrid

Teléfono
91 432 79 00
registro@defensordelpueblo.es