sábado, 4 de agosto de 2012

Declaración de Candace Conti (parte II)




Archivos judiciales:  http://apps.alameda.courts.ca.gov/domainweb/service?ServiceName=DomainWebService&PageName=itree&Action=27224945


Estimados cofrades víctimas de las opacidades watchtowerianas:

Hoy sábado, antes de ir a la "salida" y reunirnos previamente con nuestros hermanos fieles con el fin de prepararnos mentalmente para distribuir entre el público mundano las publicaciones de la Sociedad y, sin olvidarnos de pedir un donativo en metálico para la etérea Obra Mundial, leeremos la segunda parte de las declaraciones de nuestra hermana Candace Conti..., ¡así tendremos un buen "tema de conversación", mientras nos dedicamos a nuestra labor de captar más creyentes apoquinantes que puedan sostener el espléndido tren de vida de los gerifaltes teócratas de la esperanza celestial de boquilla!

¡Va por ustedes!

Tribunal Superior de California, Condado de Alameda
Nº HG 11558324


Jane Doe (Candace Conti) demanda a:


* Watchtower Bible & Tract Society of New York, Inc.
Watchtower Bible & Tract Society of Pennsilvania, Inc.
* Cuerpo Gobernante de los Testigos de Jehová
* Testigos de Jehová en Peralta Blvd., Fremont (entidad o persona jurídica)
*Salón del Reino de los Testigos de Jehová, (sociedad o persona jurídica)



Declaración de Jane Doe, 25 de agosto de 2011



Pregunta: ¿Durante cuánto tiempo la estuvo abrazando fuertemente y sentándola en su regazo en los términos que usted se refiere, si puede decírnoslo, ¿con qué edad?  Empezando a los nueve años, ¿por cuánto tiempo continuó?

Respuesta:  Hasta que él se trasladó de domicilio.
P:  ¿Recuerda usted cuándo fue esto?
R:  Al poco de divorciarse mis padres.
P:  ¿Los abusos sobre usted aumentaron a algo más que esos abrazos fortísimos que le daba en un principio?
R:  Sí.
P:  ¿Cuándo fue esto a más?  ¿Qué edad tenía usted para entonces?
R:  Todavía tenía yo nueve años de edad.
P:   ¿Qué le sucedió?
R:  Él me llevaba a su propio domicilio después de las reuniones religiosas.
P:  ¿Estas reuniones religiosas, tenían lugar durante el día o al anochecer?
R:  Las reuniones del domingo.
P:  ¿Reuniones el domingo?  ¿Qué le sucedió a usted cuando él la llevaba al domicilio de él después de la reunión del domingo?
R:  Me estrechaba (abrazaba) fuertemente.  No me permitía escaparme de él.  Me manoseaba.  Ponía sus manos sobre mi blusa.
P:  ¿Esto empezó a sucederle cuando tenía usted nueve años de edad?
R:  (La testigo asiente con la cabeza).
P:  Cuando usted todavía tenía nueve años de edad, ¿le hizo él algo más que estrecharla fuertemente entre sus brazos y poner sus manos sobre su blusa?
R:  No recuerdo con qué edad exacta él progresó hasta hacerme cosas diferentes.  No recuerdo qué edad tenía yo exactamente.
P:  ¿En qué consistió ese progreso?
R: Se hizo más violento,
P:  ¿Qué quiere usted decir por "violento"?  ¿Qué le hizo a usted concretamente?
R:  Me hacía tocamientos con bolígrafos y me forzaba a que yo le tocase.
P:  ¿Qué hacía él con los bolígrafos?  ¿Desea tomarse un descanso antes de responder?
R:  Terminaré de responderle.  Él ponía el bolígrafo dentro de mí.
P:  ¿Dentro de su vagina?
R:  (La testigo asiente con la cabeza).

El Sr. McCabe (abogado de la confesión religiosa):  ¿Por qué no tomamos un descanso?  ¡Lo siento!

(SE HACE UN DESCANSO DESDE LA 10,30 HASTA LAS 10,35)

Ahora le toca el turno de preguntar a la víctima al Sr. McCabe, abogado de la confesión religiosa:

P: Así no está segura de la qué edad tenía usted cuando hubo esta escalada de tocamientos, utilizando el bolígrafo y otros tipos de tocamientos, ¿es correcto?
R:  Eso es correcto.
P:  Pero, ¿sucedió algún tiempo después de los nueve años?
R:  Sí.
P:  ¿Tuvo lugar algún tiempo después de cumplir usted los 12 años?
R:  No.
P:  ¿Antes de los 12?
R:  Sí.
P:  ¿Puede usted decirme en cuántas ocasiones utilizó él el bolígrafo tal y como usted dice?
R:  Muchas veces al mes.
P:  ¿Durante qué período de tiempo?  ¿Qué número de años?  ¿O todo sucedió durante un sólo año?
R:  ¿Después de la escalada en los tocamientos?
P:  Sí.
R:  Durante un par de años.
P:  ¿Cuándo terminaron los abusos?
R:  Cuando él se trasladó de domicilio.
P:  ¿Coincidió el traslado de domicilio de él con el divorcio de los padres de usted?
R:  (La testigo asiente con la cabeza).
P:  ¿Esto ocurrió en el año 1997?
R:  Eso es correcto.
P:  ¿Los abusos comenzaron para cuando usted tenía nueve años de edad, para 1994?
R:  (La testigo asiente con la cabeza).
P:  ¿En los abusos que cometió contra usted en el domicilio de él, hubo alguien más presente, así como sucedía en el Salón del Reino?
R:  No.
P:  ¿Hubo otro tipo de abusos, además de los descritos hasta ahora por usted?
R:  Orales.  Él me forzó a que yo le hiciese tocamientos y me lamía con la lengua.
P:  ¿Estaba él vestido o desnudo cuando usted le hacía los tocamientos?
R:  Desnudo.
P:  ¿Qué parte le obligaba a tocarle?
R:  Sus partes genitales.
P:  ¿Estaba él desnudo?  ¿Estaba vestido?
R:  Él estaba desnudo.
P:  ¿Completamente?
R:  Sí.
P:  ¿Qué hay de usted?  ¿La desnudó a usted él?
R:  Sí.
P:  ¿Con cuánta frecuencia ocurría esto?
R:  Muchas veces al mes.
P:  ¿Fue usted alguna vez sola a las reuniones en el Salón del Reino de Freemont?
R:  No.
P:  ¿Iba usted siempre con su padre o con su madre?
R:  Sí.
P:  ¿Con ambos padres mientras ellos estuvieron casados?
R:  Sí.
P:  ¿Dónde se sentaba usted habitualmente?  ¿Se sentó usted con...

Pasamos de la página 31 a la 33 del archivo judicial de esta declaración.

P:  ¿Hubo otro tipo de abusos por parte de Jonathan Kendrick que usted todavía no me ha contado?
R:  Me fotografió.
P:  ¿Qué fotografió él?
R:  A mí.
P:  ¿Desnuda?
R:  Desnuda.
P:  ¿Qué edad tenía usted cuando él hizo eso?
R:  Nueve años.
P:  ¿Fue esto algo habitual?
R:  Sí.
P:  Ahora, la toma de fotos, ¿en qué lugar tuvo lugar?
R:  En el domicilio de él.
P:  Y las ocasiones en las que él y usted estaban desnudos, con tocamientos indecentes, ¿sucedieron todos en el domicilio de él también?
R:  Los tocamientos indecentes empezaron en el Salón del Reino.
P:  De acuerdo.  Bien, yo me estoy refiriendo a tocamientos distintos a los abrazos fuertes.
R:  Sí.  Tuvieron lugar en el domicilio de él.
P:  En el Salón del Reino, ¿hubieron otro tipo de tocamientos indecentes, aparte de los abrazos fuertes y el sentarla en su regazo?

Aquí terminamos con la segunda entrega.  No soy abogado.  La impresión que tengo en base a lo que conozco hasta el presente de caso, es que el abogado que representa a la confesión religiosa, está echando balones fuera y haciendo que toda la culpa recaiga sobre Jonathan Kendrick..., ¡y no sobre los responsables de la entidad religiosa!

Tiene uno la sensación de que está dirigiendo el caso como si fuese uno típico de pederastia, donde la confesión religiosa no tiene nada que ver, ni ninguna responsabilidad.  ¡Seguiremos con el tema para esclarecer más los asuntos teocráticos!

Está pasando, lo estás leyendo, ¿te lo vas a perder?

¡Divulga la buena nueva entre tus conocidos íntimos!