miércoles, 17 de marzo de 2010

Delincuente sexual TJ que le pide el cuerpo predicar a sus vecinos..., ¡manda huevos!

Lawrence Bullard, testigo de Jehová (predicador y delincuente sexual)

http://www.local12.com/news/local/story/Sex-Offender-Sues-For-Right-To-Go-Door-to-Door/cLPCJvWPjketNvr1rUn_Iw.cspx?rss=30

Estimados camaradas defensores a ultranza de la cándida infancia:

El soplo de esta noticia nos lo dejó un compañero anónimo en un comentario que hizo hace unos pocos días, ¡muchas gracias camarada! La Hermandad Apóstata se nutre de colaboradores desinteresados como tú..., ¡estás acumulando tesoros en el cielo!

Pero los hijos de la oscuridad no desean la luz informativa, prefieren las cenagosas y oscuras opacidades watchtowerianas, ¡a cualquier cosa le llaman ahora luz...!

¿Qué es lo que nos cuenta tan teocrática y nutritiva noticia? El Topo Ajalvireño, haciendo horas extras, nos traduce la noticia para los lectores de habla española. ¡Va por ustedes!

AGRESOR SEXUAL PONE UNA DEMANDA EXIGIENDO SU DERECHO A PREDICAR DE CASA EN CASA

12 de marzo de 2010

Un testigo de Jehová de Cincinnati, quien está fichado por tener antecedentes por agresión sexual (en los EE.UU. existen unas listas públicas que pueden ser consultadas por los ciudadanos para informarse de este tipo de criminales), ha demandado al estado de Ohio para conseguir su derecho a predicar de casa en casa como se lo exigen sus creencias religiosas.

Lawrence Bullard, de 37 años de edad, ha demandado al supervisor de su libertad condicional del Departamento Correccional de Ohio. Su supervisor de la libertad condicional, le permite predicar de casa en casa una vez al mes, pero Bullard quiere más, quiere predicar dos veces en semana..., por lo menos. Bullard se queja de que el Estado le está obligando a tener que escoger entre sus creencias religiosas y su libertad.

La condena por agresión sexual la recibió Bullar en Nueva York. En el año 2001, terminó su relación sentimental con una compañera de la confesión religiosa, con la que estaba saliendo. El abogado de Bullard dice que su cliente estaba ese día alterado y confundido, entró en el domicilio de la mujer. Se escondió en el armario y, "llegado el momento la besó a la fuerza cayendo fortuitamente al suelo y encima de ella. Entonces él puso sus manos sobre sus bragas, tocándole sus partes púbicas". El abogado declaró que fue el mismo Bullard quien llamó a la policía y admitió el crimen.

Bullard reside actualmente East Price Hill y está inscrito en la web para delincuentes sexuales que mantiene el Sheriff del condado de Hamilton. Bullard, también es un miembro de la comunidad local de los testigos de Jehová que se reune en el Salón del Reino de la localidad. Su abogado dice que él también da testimonio de sus creencias religiosas. El abogado de Bullard colabora con el Ohio Justice y Policy Center en Downtown Cincinnati. Él dice que la confesión religiosa está al tanto de la condena de Bullard y que siempre va acompañado por otro miembro de la confesión en su predicación de casa en casa, el Estado está limitando su derecho a profesar su religión y su libertad de expresión.

Tanto Bullard como su abogado se han negado a una entrevista con la televisión Local 12. La Central Mundial de los Testigos de Jehová ha publicado una nota al respecto, que dice lo siguiente: "Mientras todos los testigos de Jehová participan en su ministerio público, cada uno (él o ella) decide la frecuencia con que lo hace. Algunos sus circunstancias les permiten el participar más, otros menos. Se anima a todos los testigos de Jehová a participar semanalmente en las reuniones que se organizan para predicar, tan a menudo como sus circunstancias se lo permitan".

En su demanda, Bullard está solicitando el que el supervisor de su libertad condicional no le limite el que tenga que predicar de casa en casa una vez al mes.

El Departamento de Estado (sobre correccionales) declinan hacer cualquier comentario sobre un proceso judicial pendiente.

Fin de la traducción.