lunes, 3 de octubre de 2011

La hipocresía elevada a la enésima potencia



El B.O.E.: ¡Despertad! 22 de mayo de 1970, páginas  21-23
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2011/09/con-la-mente-en-el-cielo-y-el-corazon.html
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2011/09/hedge-fund-que-estas-en-los-cielos.html
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2010/05/hermano-guy-pierce-donde-esta-el-dinero.html
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2011/10/venture-capital-que-estas-en-los-cielos.html

Estimados camaradas que permanecéis en el Tártaro, financieramente hablando:

El Topo Ajalvireño, reportero intrépido, vuelve a la carga con más documentación repleta de la verdad de la buena.  Desde este humilde blog, hemos estado dando alimento puntualmente a la casa de la fe..., ¡intentado arrojar luz sobre las finanzas de quienes nos piden el dinero!  Sabemos que no es una tarea fácil: los que nos prometen la vida en eterna juventud en un entorno paradisíaco..., ¡no quieren soltar prenda!  Así, entre todos, poco a poco vamos viendo dónde tiene puesto el corazón la confesión religiosa del Voto de Pobreza y el Santo Pedir.  Que si cédulas hipotecarias, que si hedge fund, que si venture capital, que si...

TH y otros agentes Watch, desde sus púlpitos virtuales, intentan apagar el fuego de la duda que prende en el corazón del pardillo integral ibérico y allende los mares, al leer toda la documentación que colgamos.  Esgrimen una serie de razones teológicas y prácticas en un intento infructuoso por justificar lo injustificable al ser pillados con el carrito de los helados.

Pero, una vez enterados de cómo la confesión religiosa se reúne con asiduidad  --con nocturnidad y alevosía-- con los poderes económicos de este mundo del que tanto despotrican y que dicen estar gobernado por Satanás el Diablo..., ¡el enemigo eterno de Dios!

¿Qué se critica desde esta página ultra apóstata?  La doble vara de medir.  El doble rasero.  La ley del embudo: lo ancho para mí, y lo estrecho para ti.  En fin..., ¡la hipocresía más descarada!  El cuerpo eclesiástico de la confesión religiosa, incesantemente intenta crear sentimientos de culpabilidad en nosotros, si nos dedicamos en cuerpo y alma en trabajar largas horas para poder cubrir las necesidades de nuestras familias con cierta dignidad.  Ellos están interesados en que dediquemos el máximo de tiempo posible en distribuir sus publicaciones y así pedir los donativos correspondientes a los transeúntes.  ¡Hay intereses contrapuestos!:Cubrir nuestras necesidades o aspirar a tener algunas de las comodidades de las que ellos disfrutan  --con nuestro dinero que hemos donado--  parece que nos haga merecedores de la ira divina y su condena eterna.  Para esto, ellos, en su argot, nos dicen: "Hermanos, no hay que ser materialistas.  Debemos poner primero el Reino".  Traducido al román paladino:  "Conformaos con una vida sumamente sencilla, casi existencial, espartana.  Y, dedicad todo vuestro tiempo y energías a fomentar nuestros intereses económicos".

Para dejarles con el culo al aire, vamos a airear qué es lo que enseñan en su revista oficial ¡Despertad! del 22 de mayo de 1970, páginas 21-23.  Diseccionaremos teocrática y apropiadamente este panfleto hipócrita.  ¡Va por ustedes!
En años recientes ha habido evidencia aumentante de que las iglesias están profundamente envueltas en los negocios a gran escala, para gran consternación de muchas personas.  Han invertido enormes cantidades de dinero en una extensa variedad de empresas comerciales.  Debido a que las ganancias que reciben de estos negocios muy a menudo están exentas de impuestos, menos impuestos se reciben en todo nivel del gobierno.  Esto crea una carga mayor para contribuyente de término medio.
Hay que tener mucha cara dura para criticar así a las demás confesiones religiosas..., ¡cuando tú estás haciendo lo mismo y de tapadillo!  Eso es lo que criticamos.  Eso, ¡y la opacidad financiera hacia sus miembros, que somos nosotros!
Piense en cuánto se podrían rebajar los impuestos individuales si se pagaran estos impuestos.[...]  Otros países también están perdiendo por los ingresos de negocios eclesiásticos que están exentos de impuestos.
Hay órdenes religiosas que todo beneficio lo revierten en asistencia social y, por lo tanto están haciendo una labor inmensa y desinteresada por los más desfavorecidos. Sin embargo, ¿qué labor social estáis haciendo, para que el Gobierno de España, os exima de impuestos?  No se puede tener la cara tan dura como el cemento armado.  Criticar la exención de impuestos cuando son otras confesiones religiosas las que se benefician, y callarse como cucos cuando nosotros nos beneficiamos..., ¿cómo se llama eso?

En la página 22, se critica a la Iglesia Católica porque invierte en bolsa.  ¿Y la Sociedad Watch Tower, no invierte también el bolsa?  ¿Por qué está mal si lo hace la Iglesia Católica y está bien si lo hace la confesión religiosa de los testigos de Jehová?  ¿Dónde está la ética cristiana?

En la página 23, se critica a la Iglesia Católica por tener participaciones en diferentes empresas.  Bien, ¿y qué hace la Sociedad Watch Tower Bible and Tract en reuniones con los grandes poderes financieros del mundo..., jugar al parchís?  ¡Eso criticamos!  La falta de honradez.  El doble lenguaje.  El ninguneo que nos hacen, ¡pareciendo que nos considerasen tontos de remate que no nos enteramos de nada!  ¡Pues ya veis: nos enteramos y nos documentamos!  Por cierto, una matización: el Vaticano es un Estado y, como todos, tiene sus inversiones legítimas.
Los inmensos valores en cartera del Vaticano y de otras organizaciones religiosas los enlazan inseparablemente con el mundo comercial.  ¡Cuán diferentes los cristianos verdaderos acerca de los cuales Jesucristo dijo: "Ellos no son parte del mundo".
¿Así que el tener valores en cartera..., te enlaza inseparablemente con el mundo comercial y, por ende, de Satanás?  Todos, salvo vosotros, ¿no?  ¿Así que los cristianos no serían parte del mundo comercial, eh?  ¡Ja, ja, ja!  El título de post os queda que ni pintado.
La organización religiosa que verdaderamente está sirviendo a Dios, en armonía con el ejemplo que puso Jesucristo, se concentra en predicar y enseñar las verdades liberadoras de su Palabra y no se envuelve en los negocios comerciales.  Siguiendo las instrucciones de la Biblia, no se envuelven en "los negocios comerciales de la vida".
¡Bien!  ¡Bien!  ¿Así que la religión verdadera no se envolvería en los negocios comerciales, eh?  ¡Vaya! ¡Vaya!  Entonces, ¿en qué lugar quedáis vosotros?  ¡Pues lejos del cristianismo que enseñó y predicó Jesucristo!   De hecho, en este sentido, sois la antítesis de Jesucristo.
Lo documentamos todo, todo y todo.  La verdad, toda la verdad y nada más que la verdad.  ¿Quién es el padre de la mentira, la profecía falluta y la verdad caduca?