lunes, 19 de septiembre de 2011

Con la mente en el cielo y el corazón en la tierra


http://www.conradgroupinc.com/wp-content/uploads/2009/08/tirel-ejuly_august_09.pdf
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2010/07/mientras-unos-predican-otros-invierten.html
http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2010/05/hermano-guy-pierce-donde-esta-el-dinero.html

Estimados camaradas amantes de luz y la transparencia financiera:

La Honorable Hermandad Apóstata ha oído el sonido de tambores lejanos.  Estamos por la labor de desenmarañar el entramado ingeniero-financiero de la Orden Religiosa del Voto de Pobreza y el Santo Pedir..., ¡labor ardua y poco agradecida!  San Pablo, dijo en su carta a los Romanos 11:33 y 34 que: "los caminos del Señor son inexcrutables", ¡eso lo dijo porque no conocía el 'embolao' financiero de la confesión religiosa del notorio arraigo y olé!

Tanto en mayo, como en julio de 2010 (en sendos post), ya os informamos sobre los tejemaneje financieros de los que escupen sobre el dinero..., ¡de boquilla!  Ellos nos predican que no tengamos ningún apego al dinero ni las cosas que éste logra: "lo primero es el Reino", nos arengan día sí y día también.  "¡Nada de hacer horas extras en la empresa!", "¡nada de jugar un décimo a la lotería!"..., "el Diablo utiliza el vil metal para descarriar a muchos de la fe".


¡Ya!  Lo que pasa es que últimamente, el pardillo integral ibérico y allende los mares está abriendo lo ojos y quiere las cuentas claras:  Cuánto recauda anualmente la confesión religiosa en España y en qué conceptos y cuantías emplea el dinero.

Tanta opacidad financiera sólo conduce a la confusión y la desconfianza entre la grey que suelta el parné.  Para ejemplo un botón:  ¿Qué hace el representante de la Watch Tower Bible and Tract Society of Britain, el hermano Tom Cruse, en el consejo de redacción de una prestigiosa revista de inversiones en bienes inmobilarios?  Por favor, echad un vistazo en la página 6, columna de la derecha, allí podréis ver inscrito su nombre, no en el libro de la vida, del Apocalípsis, sino, formando parte del consejo de redacción de esa publicación..., tan mundana y orientada a los bienes terrenales.  ¿Se dedicó el Señor Jesucristo a amasar fortunas durante su ministerio terrestre?  Personalmente, opino que el Governing Body Bank haría bien en abrir una dirección en Internet, con el siguiente título: www.melollevocrudo.com

¿Se puede tener esperanza celestial y, a la misma vez, tantos intereses económicos en la tierra..., en vista de que el fin del mundo es inminente..., según nos enseñan ellos mismos?  Por favor, TH, ¡danos más fe!