lunes, 19 de noviembre de 2007

Los archivos secretos de los expulsados


















Estimados camaradas humillados y despellejados por la Watch Timo:


Tenemos en nuestro poder todas las cartas que la Sucursal de la Sociedad Watch Tower en España ha estado enviando a los ancianos de las congregaciones... desde el año 1984... ¿es algo malo para los responsables de los envíos? Pues es mucho más malo el que la Agencia Española de Protección de Datos las tenga en su poder... compulsadas notarialmente... (no son fotocopias sin validez legal).


Las iremos colgado... para que todo el que lo desee pueda tener una copia en su casa... no hay motivos honestos para que los publicadores no puedan saber lo que deciden los "hombres de mayor edad" de la congregación, para el beneficio de ellos.
Se acabó la Edad del Oscurantismo del medioevo, aquí exigimos transparencia en las consignas... en el método... en las finanzas... y con las personas. No podemos aceptar la imposición doctrinal de que una madre no pueda hablar con su hija... por que piensa diferente en algún aspecto. Debemos respetar los derechos humanos elementales... debemos fortalecer los lazos familiares... incluso con los que piensan diferente a nosotros. No queremos más fundamentalismo religioso excluyente y condenatorio... tipo Inquisión. Si añoráis la Inquisión... entonces ¿para qué necesitáis el 'notorio arraigo'? ¿Queréis todos los derechos para vosotros... y ninguno para vuestros feligreses?
Derechos humanos para todos... para vosotros y para nosotros. Desde esta plataforma, os pedimos a todos los ancianos que nos leéis habitualmente que, si deseáis colaborar con esta causa, nos enviéis correspondencia sobre este tema a komiteajalvir... necesitamos cartas originales... guardamos la máxima discreción.
¡Tu también puedes ser un komando Ka!