martes, 10 de mayo de 2011

¿Por cuánto se vendió el Salón de Asambleas de la calle Almendrales (Madrid)?

José Luis (reportero free lance apóstata)

El primer Salón de Asambleas en España:comprado, rehabilitado, dedicado, finiquitado y vendido 





 Estimados camaradas víctimas de la opacidad financiera:

Nuestro hermano José Luis, desde el centro peninsular, nos ha remitido su crónica desinteresada e informativa.  ¿Quién os da el alimento al debido tiempo?  ¿Quién os pide dinero para vivir cómodamente..., en el nombre de Dios y ante el inminente fin del mundo?  ¿Quién os informa..., gratis?  ¿Quién defiende a ultranza a los pedigüeños sin fronteras?  Todas las preguntas tienen una respuesta y vosotros la conocéis.  Somos así: nos gusta la transparencia.  ¡Hay quien  argumenta a favor de las exquisiteces de la opacidad financiera!  ¿Puede uno servir a Dios y a Mammón...?

Gracias, hermano José Luis, nos has dado todo y no nos has pedido nada a cambio.

Nos gustaría que los que tengan experiencias personales de cómo se vivieron esos momentos entrañables  de la habilitación reforma de este maravilloso local otrora dedicado a Dios..., y después vendido como Judas vendió al Señor..., ¡con un beso!  Eso, después de que para la dedicación viniesen a España  --a gastos pagados--  el hermano Nathan H. Knorr y Frederick W. Franz, ¡cuánta sabiduría y buen vivir en sólo dos personas!

La cuestión principal es que los testigos de Jehová españoles se gastaron una fortuna en adquirir y acondicionar este local, pero, a la hora de la venta no se nos informó de nada: ¿por cuánto dinero se vendió? ¿A dónde fue a para el dinero?  ¿Lo sabe TH?  ¿Lo sabe Ojo Bereano?  ¿Lo sabe Luro?  ¿Quién lo sabe...?  ¿Puede el dinero viajar al paraíso?

Este es el testimonio de José Luis, para todos nosotros:

Con la argumentación de no tener que pagar alquiler y estar cambiando cada vez que se hacían asambleas de circuito se compró el cine Lux en Useras, Madrid, año 1974, apretándonos muchos publicadores en cinturón, pues no eran tiempos de bonanza económica. Lo insólito del asunto es que al poco tiempo la Watchtower cobraba el alquiler de dicho local a las propias congregaciones compradoras a un coste superior al vigente en el mercado, llevando a algunos testigos a pensar que era más rentable hacer las asambleas en recintos o locales extraños que en el propio de la organización. No obstante con las cajas de contribución y donaciones se recaudaba lo suficiente para su mantenimiento, impuestos y gastos generados como luz, agua, etc..., por lo tanto el alquiler estaba fuera de lugar. Después dicho local se vendió, no sé por qué motivo; generó una valiosa plusvalía y que yo sepa las congregaciones que participaron en la compra no recibieron ni un céntimo. No me extrañaría que en la actualidad volvieran a hacer lo mismo, vendiendo todos los inmuebles más grandes y dejando sólo los salones de congregación que a través de las cajas de contribución, son una fuente de ingresos seguros inagotables para la sociedad Watchtower. Yo pienso que esto fue un gran negocio empresarial y si alguno no queréis verlo así os aplicaré el dicho popular: "No hay mayor ciego que el que no quiere ver".


Un saludo a todos, no estoy expulsado y me fui hace años voluntariamente.
Nos gustaría poder contar con vuestras propias experiencias personales, además de vuestra opinión sobre la venta de este bien inmueble comprado con el dinero de todos nosotros..., pero escriturado a nombre de la Sociedad.  Esperamos vuestras experiencias..., ¡a lo mejor alguna aparecerá en el Anuario para el 2012!

Uno de nuestros compañeros históricos, Jerubaal, hombre con amplias vivencias en el centro peninsular, tiene un comentario que hacer al respecto:
Jerubaal1914 dijo:
 Berea, yo no sé si te voy a sorprender, pero lo intentaré porque yo lo viví en persona. Quizá tu eras todavía un neófito.
Cuando se dio luz verde a vender el salón de Almendrales, había dos problemas SUPUESTOS: 1) qué hacer con el vigilante del Salón, al que se pagaba 80.000 pesetas al mes, en concepto de trabajador (les obligaron a efectos legales). No me acuerdo si en ese tiempo era Feito o M Niño, y 2)cómo sacar tajada, ya que el terreno de enfrente de Betel estaba ya asegurado.
Se montó un comite de busqueda de salón de asambleas, cuando repito, estaba claro que el terreno frente a Betel era el propicio.
 En dicho comite estaban varios hermanos, entre ellos, uno del Sur de Madrid. Empezaron a pedir ya dinerito en la congregación, cuando repito por tercera vez, el terreno frente a Betel estaba asegurado. Se consiguió uno muy interesante en Alovera, y se llego a plantear no vender el de Almendrales, quedándose con dos salones, de forma que cierta parte de Madrid se quedara en Almendrales y el resto a Alovera.
Los negocios por el terreno de Alovera seguian, y las congrregaciones, la mia por resolucion, ya estaba pagando una pasta....cuando...oh.......el disurso made in Betel fue: "tanto tiempo orando a Jehová, y su respuesta estaba frente a nuestros ojos". Esa frase fue repetida como loros de feria por Toti, Cabezas, Tarrasón, y ese largo etecétera.  Al final se consiguió el objetivo.
 Por supuesto Berea que el salón de Asambleas es muy bonito, Faltaría más, cuando se ha pagado "por ti, por mí, por todos mis compañeros, y por mí el primero".
Además, gracias al circo de participar en la construcción, todos aprendimos a jugar con la ferraya. Anda que no aparecieron nuevas parejitas eh....
Despierta hijo mio. Eres muy joven (me da la impresión), para opinar sobre cosas que no viviste.
 SE NOS DESANGRÓ VIVOS, cuando ya se sabía que el terreno frente a BETEL sería el de la ASAMBLEA
11 de mayo de 2011 07:26
Otro comentario interesante nos lo proporciona el camarada Liberatus.  Él añade más, al decir:
LIBERATUS dijo:
Vergonzoso. Yo era muy pequeño cuando acudía a las asambleas allí, pero me acuerdo de los bocadillos que se hacían y las comidas, todo pagado ahora lo sé por los hermanos.


Berea es cierto que el cambio ha sido para bien, eso es innegable, pero para mejor les ha venido a la zoociedad financiera. Pues cada semanita recaudan un dineral y el mantenimiento les sale a coste prácticamente nulo en cuanto a mano de obra se refiere, yo mismo me he pegado palizas cortando el cesped y arreglando cosas allí.


Deberías empezar a darte cuenta de una vez, que no velan por tus intereses, que representais menos del 1% de población mundial como religión y que aun así tienen la desfachatez de creer que Dios es suyo, solamente suyo y de nadie más. Aquí nadie se mete con Dios, solo con una sociedad que evidencia una falta de respeto flagrante hacia sus integrantes, llegando a sugerir pedirles la vida a cambio llegado el momento. No, no creo en un Dios como lo pintan.


JHK ¿No tienes datos fiscales de cuanto pudieron ganar por la venta del mismo?


Muy interesante post, siempre me he preguntado que pasó con dicho salon de asambleas.


11 de mayo de 2011 12:41
El siguiente en añadir más información sobre el asunto que nos ocupa, es Jerubaal.  Dice lo siguiente:
Jerubaal1914 dijo:
Se pidió dinero, por supuesto. Se habló de un presupuesto inicial de 400 millones de pesetas entre todas las congregaciones, y después se pidió una ayuda adicional, pues en el fin de proyecto, sumando puentes, permiso de obra de puente, subida de materiales, y quien sabe qué, el precio final superó los 800 millones de pesetas, de las antiguas pesetas, es decir, casi 5 millones de euros (para quien lea desde fuera, unos 9 millones de dolares) de los antiguos dolares.
El puente dio problemas, porque no se considero parte de obra y no daban permiso. De hecho, el dueño de la cafetería/restuarante de la actual glorieta, denunció, porque le quitaron negocio. Antes era una carretera transitada con parada obligada de camiones, y ahora, con la glorieta, le quitaban negocio. El puente se puso en una noche, porque no se podia colocar hasta el mismo día de la inauguración. Así que sí Berea, nos pidieron dinero OTRA VEZ. Como no!!!


11 de mayo de 2011 21:46
El insigne orfebre de la palabra, el poeta apóstata por excelencia  --Tejota--, ha compuesto este verso para todos nosotros (¡esto se anima, Ojo Bereano!):
TEJOTA dijo:
Me pinchan con alfiler
y no sangro. ¿Fue verdad
que siendo de propiedad
aquel salón de Almendrales,
encima los muy vivales
cobraban el alquiler?


11 de mayo de 2011 22:41

 P.D.:  La foto de arriba ha sido una cortesía de nuestro hermano Nízam.