sábado, 30 de abril de 2011

Dijo Jesús: "Al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios", ¿o no?

Lex (reportero jurídico)



Sentencia contra el escaqueo en el pago de aranceles en España

Lista de precios para la venta al público de la literatura de importación
http://www.diariojudicial.com/fuerocontenciosoadministrativo/Dios-manda-que-no-debemos-pagar-impuestos-20110429-0004.html

http://espanol.upi.com/Curiosidades/2011/05/01/Testigos-de-Jehov-vencen-a-la-Aduana-en-Argentina/UPI-14711304269129/

http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2010/02/recibieron-gratis-den-gratis-un-siglo.html

Estimados camaradas solidarios con el estado del bienestar:

Hay quienes deberían cambiar de patrono y reconocerse devotos de San Escaqueo Mártir.  Gracias a los buenos oficios de nuestro compañero Lex, la Honorable Resistencia Apóstata ha tenido acceso a este documento judicial teocrático y apropiado al más no poder.  Lex, haces honor al nombre.

La sentencia judicial no es muy larga, apenas tres páginas.  Vamos a los hechos:
Primero: La Asociación de los Testigos de Jehová importó por la Aduana de Barcelona, con fecha 11 de junio de 1982, una mercancía puntualizada como 1.916 libros impresos por textos religiosos en lengua hispánica, de títulos según se detalla en factura.
Segundo: La Aduana de Barcelona practicó liquidación con exención de los derechos de Arancel y con una cuota por Impuesto de Compensación de Gravámenes Interiores de 1.119.415 pesetas.
 En otras palabras: la confesión religiosa importa literatura por el puerto de Barcelona.  La Aduana le cobra unos impuestos por importación de libros.  Pero, la entidad religiosa, no estando conforme con los impuestos que le pone el César, interpone un recurso contencioso-administrativo..., ¡pero el Tribunal Provincial de Barcelona de 28 de noviembre de 1986 le dice a la confesión religiosa que nones!  Primera batalla perdida --sobre este caso--  por la Voz de Dios en tierras hispánicas.

No obstante, la confesión religiosa no se queda conforme con esta sentencia y también la recurre.  Esta vez sí, la Sentencia de la Sala de Barcelona de 23 de marzo de 1990, le da la razón a la entidad religiosa y ésta respira con alivio..., comunicando la victoria al Cuerpo Gobernante: para su alegría efímera.

Sin embargo, el gobierno español  --el César--   tampoco queda conforme, y el Abogado del Estado presenta un recurso de apelación.  Se dicta el fallo del recurso el día 14 de septiembre de 1994.

¿Qué argumentos presenta en su defensa la confesión religiosa?  Pues recurren el Concordato celebrado entre el Estado Español y la Santa Sede..., ¡queriendo extender los beneficios de ese concordato a todo tipo de confesiones religiosas!

Pero el Abogado del Estado no se chupa el dedo y expone que los acuerdos entre el Estado Español y la Iglesia Católica no son extensibles a otras formaciones religiosas.  Además, estamos tratando de género vendible  --los libros--, cosa de la cual la religión católica tampoco está exenta de impuestos, expone el letrado del Estado.  Por añadidura, no se comprende qué es lo que puede pintar la Asociación de los Testigos de Jehová en unos acuerdos suscritos entre el Estado Español y la Iglesia Católica..., ¡incomprensible!

La confesión religiosa se defiende como gato panza arriba indicando que los libros son "objetos destinados al culto" y, por lo tanto no pueden ser considerados como "mercancía".  (¡Qué cara más dura!  ¡Ay si el tribunal llega a tener entre sus manos la Lista de Precios de los libros, la cual está expuesta arriba!)   ¿Así que objetos destinados al culto... con PVP (precio del venta al público)?  ¿Se puede tener la cara más dura y no morir en el intento?  La confesión religiosa se aprovecha de todos los beneficios del estado del bienestar de nuestras sociedades..., ¡pero no quieren pagar para sostenerlo!   Paga después de haber luchado a brazo partido..., ¡como hizo con las cotizaciones a la Seguridad Social de sus trabajadores!  ¡Viva la caridad cristiana!  http://johnhenrykurtz.blogspot.com/2010/02/recibieron-gratis-den-gratis-un-siglo.html

Todo está justificado en la "estrategia de guerra teocrática" que lleva a cabo la confesión religiosa..., ¡incluso la mentira!  Una vez más pillados..., en sus embustes.

TH y Ojo Bereano  --y demás adláteres watchtowerianos--  encontrarán una y mil excusas para justificar las mentiras del Esclavo Fiel y Discreto.  Estaremos atentos a ver por dónde salen esta vez.

Lo documentamos todo, todo y todo.  ¿Quién es el padre de la mentira y la opacidad financiera?