jueves, 27 de octubre de 2016

Con trampa y con cartón: cancelación de datos personales



Burofax remitido a la sede nacional 11 de mayo de 2012







     Estimados camaradas estigmatizados y ninguneados por los pedigüeños sin fronteras:

     Èl hermano Juan de Segovia, desde la Ciudad Condal, ha tenido la gentileza apóstata de compartir con todos los fieles hermanos la documentación oficial para la cancelación de datos personales en los archivos de la sede nacional de los testigos de Jehová en Madrid, y en la congregación local de Barcelona --archivo este último ubicado en el domicilio particular del anciano que ostenta el cargo de secretario--.

    Él nos cuenta que le sirvió de inspiración la cancelación que realizó en su día el fidelísimo y emérito hermano Joswii... siempre presente en nuestras oraciones y que le estaremos agradecidos ad infinitum.
http://johnhenrykurtz.blogspot.com.es/2014/04/cancelacion-de-datos-personales-con.html

     Pero, a lo que íbamos. Juan de Segovia comenta que desconoce si se hizo el normativo anuncio desde la plataforma del Salón del Reino: "Fulano de Tal ya no es testigo de Jehová". Pistoletazo de salida que los oyentes entienden como que se abre la veda y comienza la campaña de acoso y derribo de susodicho ninguneándolo, haciéndole el vacío, cortando toda relación hasta el grado de ni siquiera poder decirle un triste y lacónico "¡Hola!"... ¡así son las cosas del querer tal y como las entiende el Cuerpo Gobernante!

     El único contacto que ha tenido después de enviar la carta, han sido dos brevísimas llamadas telefónicas de distintos ancianos preguntando si era él quien había escrito la carta de cancelación de datos y al confirmarlo él se acabó la conversación. Punto y final.

     De tanto en tanto cuelgo estas cartas que me envían --previa autorización del interesado-- para informar a la casa de la fe y de la fa. Sirven de modelo y recordatorio. Además, el aspirante a cancelar los datos, puedo conocer de antemano la respuesta escrita por parte de la sede nacional de nuestra confesión religiosa del notorio arraigo y olé.

     No obstante, y a modo de advertencia, os recomiendo que leáis el contenido del enlace que inserto en esta entrada ya que hace un recorrido cronológico de los cambios que ha habido en la respuesta por parte de la sede nacional: de una cancelación de datos sin desasociación a una cancelación de datos vinculada inseparablemente a una desasociación/autoexpulsión.

     Los apóstatas irredentos habíamos encontrado una laguna en el entramado normativo de la confesión religiosa y los primeros intrépidos que solicitaron la cancelación de datos --período que va desde 2008 hasta 2011-- les sonó la flauta y pudieron cancelar sus datos sin desvincularse de la entidad religiosa: de modo que tanto familiares como el entorno social pudieran seguir dirigiéndoles la palabra... que esa era el objeto primordial de la cancelación de datos. No era ni desasociación ni expulsión, habíamos encontrado el limbo teocrático y habíamos dejado a los teócratas descolocados.

     Sin embargo, la dicha duraría poco para el pardillo integral ibérico y allende los mares. La poderosa maquinaria watchtoweriana se había puesto en marcha. La sede nacional, al ver que habíamos conseguido encontrar una puerta secreta para abandonar el barco, tuvo que consultar con el comité correspondiente del Cuerpo Gobernante. Éstos últimos atender el asunto en el orden del día, llegar a una decisión teológica consensuada y preparar el "Real Decreto" que vincula la cancelación de datos a la autoexpulsión de la confesión religiosa.

     Como no me canso de repetir, esto no supondría ningún problema si no es que estuviese vinculada la expulsión de la comunidad religiosa con que te familia y entorno social renieguen de ti. Supone tu lapidación social y familiar. Supone la muerte social del individuo. Porque, en definitiva, es el miedo lo que tiene a muchísimos vinculados de por vida a la confesión religiosa. El miedo a perder a todos tus seres queridos y todo tu entorno social. ¡No es moco de pavo! No puede abandonar libremente esta comunidad religiosa... sin pagar este altísimo precio. O todo o nada. O confesión religiosa más familia más amigos...  o abandonar la confesión religiosa perdiendo a familia y amigos. Tú eliges. Esto va en el pack inseparable elaborado por el Cuerpo Gobernante. Que supone un chantaje emocial..., ¿y? Que supone una tortura psicológica de por vida..., ¿y? Que te trituran mentalmente..., ¿y? ¿Le importa a alguien que no sea la víctima? Por este motivo son tan importantes las denuncias en un cuartel de la Guardia Civil, en una comisaría de policía o en un juzgado de guardia.

     Este atentado contra los derechos humanos, perpetrado por una entidad religiosa distinguida con el estatus del notorio arraigo para más inri, no le puede salir gratis. Las víctimas tienen que abandonar el silencio típico de los corderos y exigir sus derechos constitucionales vía judicial. Tal vez sea una batalla larga, pero nos queda el consuelo de que no se puede comprar todo, a todos, durante todo el tiempo.

     Me gustaría que un periodista cualquiera, en uno de estos publireportajes donde aparece nuestro hermano portavoz, Aníbal, le preguntasen directamente: ¿cómo afecta las relaciones familiares y sociales del individuo el que abandone voluntariamente la confesión religiosa? ¿Recibe alguna sanción el miembro de la comunidad religiosa que decide mantener una relación normal y cordial con alguien que ha decidido abandonar la comunidad religiosa? ¿Puede un miembro de la comunidad religiosa irse de farra con alguien que ya ha abandonado el barco? Etc, etc, etc. No es que espere que diga la verdad, pero por lo menos hay que darle una oportunidad para que se retrate el portavoz de la entidad religiosa... quienquiera que sea o le toque.

     Una vez dicho esto, me despido con el consabido: lo documentamos todo, todo y todo. ¿Quién es el padre de la mentira y de los chanchullos teocráticos variopintos?

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Si tienes conocimiento de un delito (como puede ser un caso de un abuso sexual infantil en una congregación), por favor, infórmalo a la guardia civil o policía nacional. Ellos tienen la legitimidad y los medios para investigarlos y localizar las pruebas.

https://alertcops.ses.mir.es/mialertcops/info/infor/info_6_es.xhtml?faces-redirect=true

Guardia Civil
http://www.guardiacivil.org/
Email: emume@guardiacivil.org
Teléfono: 062

Cuerpo Nacional de Policía
http://www.policia.es/
Email: webdgp@policia.es
Teléfono: 091

Los comentarios en los que se mencionen los nombres y apellidos de los autores de presuntos delitos se borrarán en cuanto me percate de ello.

Por otro lado, si deseas contrastar la información, puedes dirigirte a la Asociación de los Testigos Cristianos de Jehová en España, en los siguientes E-mail: tcjlegal@terra.es y ARCO@TCJ.ES

Por favor, se agradece que se eviten los insultos. ¡Gracias por vuestra comprensión!